Skip to content

Adicción a las nuevas tecnologías

La manera en la que nos comunicamos y nos relacionamos esta cambiando

Las nuevas tecnologías han pasado a ser un aspecto fundamental en la vida de la mayoría de las personas, generando cambios en la forma en la que nos comunicamos y nos relacionamos. Aportan muchas facilidades y beneficios, pero un uso es inadecuado o excesivo afecta a la persona y a su entorno.

Esta nueva forma de adicción afecta a un rango de edades muy amplio, cada vez se tiene acceso a un dispositivo con internet a edades más tempranas, por lo que en consulta se ven pacientes con adicción al móvil (lo más frecuente) o al ordenador en adolescentes y adultos.

Ha llegado el momento de buscar ayuda

Si tu mismo o un familiar sentís adicción por las nuevas tecnologías, contacta conmigo para informarte de cómo ayudar.

Adicción al móvil

Síntomas de adicción al móvil u a otros dispositivos

- Se abandonan o descuidan otras actividades por la dedicación al móvil u otro dispositivo

- Pensar habitualmente en conectarse a las redes sociales y sentir irritabilidad cuando tiene que estar desconectado

- Sentir cierta inquietud por no poder estar conectado.

- Se intenta limitar el tiempo de uso y no se logra

- Quitar horas de sueño por permanecer conectado o jugando con un dispositivo

- Deterioro de as relaciones directas y presenciales por dedicar excesivo tiempo a las redes sociales. Quejas del entorno por e excesivo uso

- Búsqueda de la satisfacción personal y de la autoestima en los “me gusta” de las redes sociales. Preocupación excesiva por el feedback tras una publicación

Preguntas frecuentes

La nomofobia es la ansiedad que siente una persona por estar alejada de su dispositivo móvil y no poder comprobar la actividad de éste.

Como el resto de las adicciones, se genera de forma gradual. La persona cada vez hace un mayor uso de su dispositivo, pasando más tiempo conectado a él que a la vida no digital. Consulta notificaciones con menos frecuencia y no puede tolerar estar lejos de su dispositivo.

Este trabajo de prevención debe hacerse desde que los niños son pequeños, acotando el tiempo de acceso a tablet y móvil. Es importante que tanto niños como adolescentes y adultos sepamos encontrar otras formas de pasar el tiempo, sino la tecnología acaba siendo la única opción. 

Debemos tener en cuenta que como adultos también funcionamos como modelo para los niños ¿Qué les estamos enseñando si nos ven siempre con el móvil, o para conseguir que coman les ponemos la televisión? Todo este tipo de conductas y cómo lo vamos gestionando forman parte de ese trabajo de prevención a la tecnología y al estar permanentemente conectado.

Las redes sociales por si solas no lo son, lo es el uso que se hace de ellas. Se convierte en una adicción cuando se pasa conectado a ellas gran parte del día y se quita tiempo de otras actividades como: estudio, trabajo o relaciones sociales. 

Se experimenta ansiedad si no se puede estar conectado y agobia pensar “lo que te estás perdiendo”. Además, las redes sociales en muchas casos se está viendo como pasan a convertirse en la fuente directa de satisfacción personal y a raíz de cómo es la interacción en ellas se genera la valoración del autoconcepto.

Trasládale tu preocupación y qué aspectos has detectado en su día a día que crees que son consecuencia de ese uno excesivo de las redes. Si crees que el uso excesivo le está afectando el área psicológica, social y laboral recomiéndale acudir a un profesional que pueda ayudarle.

Cuando suss relaciones se limitan a los videojuegos o redes sociales, además no sabe buscar otras formas de ocio y el móvil u otras tecnologías interfieren en sus tareas del colegio o casa. Cuando se le limita el uso, muestra excesiva ansiedad o nerviosismo. Si puedes percibir alteraciones en el sueño, cambios bruscos de humor, mayor aislamiento o falta de comunicación.

Mi recomendación es que estudiemos juntos el caso, puede tratarse de un mal uso de las tecnologías y no una adicción. Podemos trabajar juntos para buscar nuevas alternativas de ocio y gestionar la ansiedad que causa el estar desconectado.

Los efectos principales de una adicción a la tecnología son;

  • Cada vez se pasa más tiempo conectado 
  • El excesivo tiempo que se dedica a la tecnología interfiere en otras tareas: estudios, trabajo o relaciones personales
  • Aumenta el aislamiento y, por tanto, se reduce la comunicación 
  • Las relaciones se limitan a lo virtual. 
  • Ansiedad, nerviosismo y cambios de humor bruscos cuando no se puede estar conectado.
  • La persona no es capaz de encontrar otras alternativas de entretenimiento 

Contacta conmigo

  • Tienes a tu disposición la mejor pscióloga terapueta adaptada a ti.